Hospedería en Villanueva de los Barros, Badajoz. 2009

LOS PATIOS DE HESTIA   Como escribe Raoul Schrott” en su libro “Hoteles”, el origen de la palabra “hotel” se remonta a una fuente mítica de la antigua Grecia: la etimología de las palabras hotel, hostal y huésped proviene de la diosa Hestia. Zeus la destinó al centro del hogar, a la chimenea circular que se encontraba en el mégaron abierto(el pasillo o patio central descubierto de una casa micénica), hacia donde se conducía al huésped como a un altar u omphalos, para mostrarle que era bienvenido…” Un hotel que funciona como un pequeño pueblo asociativo y disociativo. En él, se pueden aislar zonas del propio hotel, para familias o grupos reconfigurando la disposición de los diferentes sectores.   El espacio público se convierte en protagonista del hotel. No sólo permite diferentes recorridos sino que habilita que su espacio exterior sea colonizado por los huéspedes.   La cubierta se convierte además en un jardín suspendido que funciona como enorme parasol climático donde se alojan las instalaciones solares y atalaya para el deambular.